Características de una Persona Asertiva

“Para una persona asertiva el sentido de la comunicación es la reacción que obtiene. Si asumes la responsabilidad de tu comunicación, tienes el poder de cambiar lo que recibes.”

¿Cómo es una Persona Asertiva? Rasgos y Características

La persona asertiva se compromete con su tiempo y su evolución

El proceso que lleva a alguien a convertirse en un individuo asertivo, para el que esta actitud es la natural, a menudo requiere tiempo y, más que ninguna otra cosa, compromiso. En este artículo, te explico los rasgos que definen y permiten reconocer a una persona asertiva. También aprenderás cómo desarrollarlos.

Te doy mi enhorabuena por adelantado para los momentos en que te identifiques con lo que se describe, y cuando no sea así, no te preocupes. La vida es aprendizaje y, con interés y un poco de ayuda, podrás alimentar estas características y llegar a ser una persona asertiva.

Quizá quieras conocer más sobre la asertividad  y sus múltiples beneficios antes de seguir leyendo así que te invito a bucear en este post.

¿Cómo piensa una Persona Asertiva? Positividad y Autoconocimiento

La persona asertiva goza de una autoestima sana y eficaz

AutoEstima

Empecemos por lo que el asertivo piensa respecto a sí mismo. Lo primero de que nos damos cuenta es de que se aprecia, siendo consciente del valor de sus emociones y opiniones. Entiende la importancia de estas y está dispuesto a defenderla, siempre desde la serenidad. Por ello, goza de una autoestima correcta y sana, sin sentirse más ni menos que nadie.

En el anterior post, en donde te explico las claves de la comunicación asertiva, hago referencia a la asertividad como un arte cuyo objetivo es el respeto por ti mismo y por los demás.

Aprendizaje

Una persona asertiva es consciente de sus limitaciones, y acepta éstas como parte de quién es. Eso no quiere decir que no se esfuerce en superarlas. Lucha y se esfuerza siempre por aprender y mejorar, pero sabiendo que el camino a menudo empieza desde cero y aceptando que algunas cosas le resultan difíciles. No teme esforzarse, ni oculta sus debilidades.

AutoConfianza

Se esfuerza en conocerse y se acepta sin dejarse llevar por lo que otros piensen de él. Es consciente de que debe ser quien tome las decisiones acerca de su vida y su futuro. Si bien escucha los consejos y percepciones de quienes le rodean, no se entrega ciegamente a lo que estos le dicen. Asimismo, busca comprender sus propios sentimientos y ser dueño de los mismos, sin quitarles importancia ni dejarse dominar por ellos. Confía en sí mismo, en sus capacidades y aptitudes, y no teme enfrentar lo que pueda depararle la vida, deseoso de aprender y mejorar como persona.

Serenidad

Con objeto de formarse una idea bien aposentada tanto de su yo interno como del mundo que le rodea, una persona asertiva tiende a buscar información y aprender más acerca de todo lo que le afecta o interesa. Además procura meditar acerca de ello de una manera racional y reposada, sin reaccionar. Llegados a este punto, es importante remarcar que ser racional no supone ignorar los sentimientos, sino tenerlos en cuenta sin que nublen nuestra razón. Las emociones son parte de quién eres. Es ese conjunto el que es necesario tener presente, tanto por tu bien como por el de los que te rodean.

Actitud de la Persona Asertiva. Interés y comprensión

relacion win-win_
La persona asertiva se centra en la relación “win-win”

AutoRespeto

Ahora bien, ¿cuál es la actitud de una persona asertiva hacia otros? La base de esta es el respeto y el deseo de conocer. Ser asertivo no te convierte por arte de magia en un médium capaz de leer los pensamientos y emociones de los demás. Otra persona, incluso una cercana, puede ser todo un misterio para ti. Lo que te hace asertivo no es que esto no ocurra, sino el deseo de cambiarlo entendiendo eso que te cuesta comprender. Para el asertivo, lo que el resto sienta y piense es importante.  Su esfuerzo se enfoca en saber más al respecto y ponerse en el lugar de su interlocutor.

Elección

Conocer a los demás también le permite hacer algo muy recomendable, que es escoger a sus amistades. No es que alguien asertivo desprecie a unos en favor de otros. El asertivo sabe que es quien ha de escoger con quienes desea entablar una relación más profunda. Esto le permite evitar a personas con conductas tóxicas. Aquellas cuyo trato resulta perjudicial y que solo se interesan por ellas mismas.

Por desgracia, hay quien actúa de ese modo y no tiene interés alguno en cambiar. Ante esto, una persona asertiva opta por buscar amigos en otra parte. No se dedica a faltar al respeto a nadie. Se evita disgustos dirigiendo su mirada hacia quien está en la misma armonía.

Claro está que ir por el mundo acusando a alguien de ser tóxico te llevaría a equivocarte. Por eso es indispensable aprender a conocer a los demás. Además, puede que, en algún momento, tú también hayas tenido una conducta tóxica. Supongo que hubieras deseado un trato respetuoso y sin juicios.

Relación “win-win”

Dado que el asertivo ve a su interlocutor como una persona con sentimientos y opiniones válidas, busca el acuerdo y el beneficio mutuo. Sabe adaptarse a las circunstancias y alcanzar el consenso, sin renunciar por ello a los puntos centrales de su postura. Tampoco se siente cohibido o amenazado por el contacto con otras personas, disfrutando a menudo de él. Alguien asertivo, por supuesto, también tiene derecho a disponer de tiempo y espacio para sí y puede requerir momentos a solas.

Ayuda

Además, la persona asertiva acepta las limitaciones de los demás y, cuando es posible, les ayuda a mejorar. Por esto, lo arriba dicho e incluso más motivos, a menudo transmite la imagen de ser una buena persona, pero no por ello tonto o manipulable. Respeta a todos, quiere a quien se deja querer y ayuda a quien se deja ayudar.

¿Cómo actúa una Persona Asertiva? Respeto, calma y racionalidad

Una actitud proactiva y de colaboración define a la persona asertiva

Comunicación

Lo más definitorio es que el asertivo expresa de forma abierta, clara y segura sus sentimientos, de la misma forma en que habla de sus opiniones e intereses. Su lenguaje suele ser el apropiado en función de las circunstancias, sereno, fluido y educado.

Respeto

Es consciente de la relevancia de sus derechos y los de los demás, de modo que no tiene problemas a la hora de expresar aprobación ni desacuerdo, diciendo o no según lo que piensa. Tampoco tiene dificultades ni inconvenientes a la hora de comparar opiniones o mantener debates. Y si es necesario, cuando no se encuentra en el momento idóneo, lo indica con respeto y suele proponer conversar en una ocasión más adecuada.

Aceptación

Si no entiende algo, pregunta acerca de ello y pide aclaraciones, ofreciéndolas cuando se da el caso contrario y procurando evitar los malentendidos que dificultarían el mutuo entendimiento. Asimismo acepta los errores, tanto ajenos como propios, aceptando su responsabilidad y pone interés en su corrección.

Escucha activa

Una persona asertiva escucha activamente a su interlocutor. Esto es que no se limita a entender las palabras que oye. Al contrario, se interesa por lo que el otro siente e intenta transmitir. Tiene facilidad para aceptar y emitir cumplidos. Acepta la crítica constructivas que le ayude a mejorar.

Así mismo, no se altera ante las agresiones verbales. Responde con calma y desarma, si le es posible, el ataque de forma racional. Tampoco intenta justificar cada cosa que dice, aunque sabe argumentar y respaldar su opinión cuando es necesario.

Actitud

En lo que respecta a la interacción, su postura es natural y relajada, así como sus gestos, seguros y firmes, pero suaves al mismo tiempo. Mantiene el contacto ocular directo sin hacerlo de manera desafiante ni intimidante. No interrumpe a quien está hablando y pide educadamente lo mismo si es interrumpido. Tiende a expresar su perspectiva en primera persona.

Su actitud general es proactiva y colaborativa. Hace que las cosas ocurran en lugar de esperar a que se produzcan solas o por obra de otros.

Evolución

Todo son ventajas cuando te decides por la comunicación asertiva en tu interacción con los otros. Te sentirás más seguro y más sereno en tus relaciones personales y con un mayor compromiso hacia ti mismo. Tu crecimiento personal y la mejora continua merecen toda la inversión del tiempo que puedas darle.

Te animo a seguir aprendiendo acerca de esta fantástica herramienta. En el siguiente post, te contaré sobre las mejores técnicas asertivas en la resolución de conflictos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.